Significa en árabe bola de almendra, muy fácil de hacer y cuya historia es digna de los cuentos de las mil y una noche…
Hace mucho tiempo, cuenta la leyenda, un genio malvado privó Túnez de dátiles.
El sultán que reinaba por entonces era un hombre cruel.
Sólo los confites tenían el poder de dulcificar su carácter.
De día en día se reducían las reservas de dátiles.
Una de las cocineras de palacio, creyendo engañar las papilas del sultán, hizo unas bolitas de masa de almendra, pistachos y avellanas.
Descubierta la superchería, el rey la decapitó.
Enloquecida por seguir la misma suerte, otra cocinera tiró las bolas restantes a un saco de azúcar…
Habían nacido las Káber Elluz
Siempre según la leyenda, el azúcar salvó la cabeza de la segunda cocinera.

KÁBER ELLUZ, O BOLA DE ALMENDRA.

INGREDIENTES:

  • 200 g. Almendra molida
  • 75 g Azúcar
  • 25 g. Azúcar vainillada
  • 5 cucharadas de agua
  • colorante rojo
  • colorante verde

ELABORACIÓN:

  • Hacer un almíbar con el azúcar, el azúcar vainillada y el agua.
  • Una vez hecho el almíbar, incorporar las almendras molidas.
  • El resultado es una masa muy pegajosa, pero trabajándola, se vuelve consistente.
  • Una vez conseguido, hacemos una bola.
  • La partimos en tres partes iguales.
  • Dejamos una parte de su mismo color.
  • Ponemos colorante rojo a otro ( no mucho para que quede rosa)
  • Y el restante con colorante verde.
  • Hacemos tres churros con cada una de las masas.
  • Y ahora hacemos una trenza con los tres churros de masa.
  • Una vez hecha la trenza, cortamos trocitos de 15 g, cada uno.
  • Cada trocito cortado, los hacemos rodar entre las palmas de las manos, hasta obtener así bolitas de colores.
  • Las decoramos con azúcar blanquilla.
  • Servir y Disfrutar.

RESULTADO:

(Visited 49 times, 1 visits today)