No hay nada como pasar una buena tarde, en compañía de alguien especial, con buenos amigos, viendo un gran MUSICAL, y con una buena cena.
Ha sido fantástico, teníais que haber visto a mi ratoncito dando botes de alegría oyendo que había comida sin gluten, y postre sin gluten, todo contento él.
Pero lo más gracioso, es cuando le dijimos que hasta había cerveza sin gluten, se puso a dar botes de alegría, y diciendo con sus puñitos levantados:
-¡¡¡tomaaaa, tomaaaa!!!
-¡¡¡Pero si tu no puedes tomar cerveza sin gluten!!!
(Visited 50 times, 1 visits today)