Esta es la historia de un bizcocho que tenia que ser tuneado para ser distinto y diferente.
La Reina y Señora, Hannah es su nombre cibernético, propuso en su Castillo del País del mundo Sin gluten.
un evento singular, que a más de un bizcocho le ha resultado un tanto extraño y original, sobre todo por la envergadura de semejante idea.
Ni que decir que los miembros participantes para este alegre bizcocho tuneado monodosis, son el 3-3-2-1-1,
3 huevos,
3 medidas de yogur de harina,
2 medidas de yogur de azúcar,
1 medida de yogur de aceite,
1 yogur,
y con la colaboración especial del sobre de levadura de la marca Adpan, nuevo en esta cocina, y que ha tenido a bien, participar de forma voluntaria a semejante acto.
Importante comentar que a pesar de que ha sido un bizcocho tuneado, los ratones de mi reino no han tenido a mal probar, comer, para pasar posteriormente a devorar los excesos del material resultante, que aunque para nada eran excesos, se encargaron amablemente a controlar el stock resultante.
Y ya sin más preámbulos, pasamos a presentar a los verdaderos protagonistas de esta historia.Pero antes y poniendo un poco de emoción, dar las gracias a la aportación generosa de Nutella, mermelada de frambuesa, y chocolate Milkibar (tableta antigua, en etiquetado sin gluten), que amablemente han sido voluntarios par participar en tan honorífico suceso.

TACHAAAAANNNNNN:

(Visited 31 times, 1 visits today)