Horror, impotencia, mal humor, no sé como definirlo. La tarde del sábado nos fuimos al hiper, y resultó que nos hemos vuelto con las manos vacías, increíble. No encontramos nada que poder comprar para Raúl, nada que certificara que NO TENIA GLUTEN. ¿Cómo puede ser posible, que en una gran superficie no encuentres en todo un pasillo galletas sin gluten? Pues no las había, nada. Todo lo que vimos, lo tenían junto expuesto: macarrones,harina panificable, pan rallado, pan de molde, croissant, magdalenas y un plumcake de chocolate y ya se acabó. No había nada más, ni un miserable cartel que…
Leer Más »